¿QUÉ RELACIÓN HAY ENTRE COMUNICACIÓN Y EXPANSIÓN DE CONSCIENCIA? Así como la interacción neuronal dio origen a la consciencia, la interacción humana permitirá despertar la consciencia individual y expandirla globalmente.

¡TODA LA HUMANIDAD PODRÍA SER UNA CONSCIENCIA CÓSMICA!

La íntima relación que hay entre el despertar de la consciencia, la comunicación entre humanos y la transformación de la realidad planetaria.

Estoy planteando una utopía, algo que difícilmente pueda realizarse, pero que es una posibilidad real conseguirlo. Lo difícil no es imposible.  Lo imposible es algo que tarda un poco más. El despertar individual y colectivo junto a la transformación de la humanidad, es una de las tantas posibilidades que tenemos; algunos lo estamos consiguiendo de diferentes maneras y ritmos, muchos otros no.

Hay dos grandes saltos en el proceso evolutivo de la consciencia dentro de un humano, uno es entre el estar dormido y el despertar; el otro es entre el despertar y el paso para alcanzar una transformación interior. En ambos saltos hay algo en común: UN PROCESO en el que abunda una actividad comunicativa y cohesionadora. La comunicación transmite señales, relaciona y CONECTA; la cohesión crea lazos entre personas que poseen una misma atracción o afinidad y UNE.  Son dos fases del mismo fenómeno; conectar es el inicio y unir es el fin.

Estamos en un mundo que nunca antes había estado tan comunicado, pero tan poco cohesionado. Las noticias vuelan a la velocidad de la luz, lo que acontece en cualquier parte llega hasta el último rincón del planeta en segundos. Nunca habíamos tenido la oportunidad de conectarnos como ahora, pero la comunicación no garantiza la cohesión. Cuando hay un vínculo de cohesión hay conexión profunda y es justamente la CONEXIÓN SENTIMENTAL una de las premisas de la nueva espiritualidad que se avecina, basada en el despertar, en la comunicación, en la interacción y en la transformación individual, a partir del respeto y el afecto.

  • Primer Paso: La Comunicación

Comenzaré hoy tratando la comunicación porque es el medio por el cual todo comienza a ocurrir. La comunicación es la base y la esencia de la interacción, y es el nexo entre estar dormidos y despertar, entre el despertar y la transformación. La CONEXIÓN es la realización de la COMUNICACIÓN. Si en este momento me siento conectado a ti y tú a mí, es porque esta comunicación nos lo está permitiendo. Si además de conexión hubiera muchos puntos en común, estaríamos creando una cohesión, pero si además hubiera un afecto, entonces habría un vínculo; este último caso supondría que estarías abierto de corazón a mí y yo a ti.

La comunicación es lo más superficial pero lo que ofrece la posibilidad de hacer posible todo lo demás. En toda comunicación están los códigos de la relación que existe entre emisor y receptor. En toda relación están las raíces del condicionamiento o programa que nos controla. Por ello resulta de tal importancia profundizar en este tema, para poder vincularme con cualquier cosa o persona externa.

Estoy escribiendo ahora, y mi hijo Elián me trae un zumo de naranja, puedo beberlo o además disfrutarlo, pero para ello debo estar conectado con mis ganas de disfrutar; además puedo vincularme con la naranja, el árbol, la semilla y la naturaleza conectándome afectiva y respetuosamente a este zumo de naranja; eso hago, y al hacerlo siento que bebo medicina, que bebo la vida, que acepto la frescura y los nutrientes para mi cuerpo; puedo hacerlo porque estoy conectado a mi consciencia. En apenas unos segundos me uní a lo que he bebido. El Tantra (filosofía budista) afirma que así se es como se expande la consciencia. Lo menciono sólo como un ejemplo de cómo podemos transformar los momentos en los que entramos en CONTACTO con otros seres vivos, porque ahí están las claves de la conexión afectiva.  Vuelve a venir mi hijo, pero ahora a traerme un plato con trozos de mango, se sienta al lado mío, comemos juntos, él comienza a hablarme del mango, de sus propiedades, de donde es y quienes cultivan este mango que nos estamos comiendo; yo estoy ahora conectado y unido al mango, al sabor, a la naturaleza y a Elián. Toda unión comienza con una conexión y toda conexión con una comunicación.  Si nos quedamos en la periferia de la comunicación no podremos sacarle provecho a todo lo que puede darnos. Lamentablemente utilizamos la comunicación para transmitir datos anecdóticos en vez de información esencial.

Comunicar es difundir, hacer llegar un mensaje, es establecer contacto entre emisor y receptor, es acercar personas, es permitir que se conozcan individuos de todo el mundo. La comunicación establece vínculos, conecta, lleva y trae información, pero también tiene la capacidad de crear interconexión, ampliar la inteligencia, e incluso inspirar el despertar.

NADA PODREMOS HACER PARA TRANSFORMAR EL MUNDO SI LOS QUE VIVEN EN EL MUNDO ESTÁN DORMIDOS. PERO TAMPOCO PODREMOS HACER NADA CON PERSONAS DORMIDAS SI NO SE COMUNICAN. Es cierto que la comunicación entre personas dormidas distrae, refuerza la desconexión y hace profundizar el sueño porque se relacionan desde la parte que quiere seguir dormida para siempre; pero también es cierto que la comunicación, cuando se vuelve más profunda, es un instrumento tan poderoso que puede crear las condiciones para el despertar.

Quienes anhelamos grandes y profundos cambios en nosotros mismos, en el mundo y en la sociedad, podríamos tener mucho poder si fuéramos capaces de unirnos a través de la comunicación y de los lazos que se crean en el intercambio de ideas, proyectos, descubrimientos, experiencias y sentimientos. COMUNICACIÓN PURA, SIN CARGA; SINCERA, SIN LA INTERFERENCIA DE LAS EMOCIONES; NEUTRA, SIN IDENTIFICACIONES: COMUNCACIÓN CONSCIENTE. Esta sería una auténtica puerta abierta hacia una renovada Nueva Era, porque lo que conocemos como “Nueva Era” está vieja y caduca. Si bien es una fuerte tendencia hacia la espiritualidad no religiosa y una manera sana de vivir que se ha extendido por gran parte del mundo y ha creado mucho interés en millones de personas, no ha sido suficientemente capaz de consolidar proyectos transformadores para la humanidad. Nació por el acuerdo mutuo de millones de personas que querían rebelarse e ir en contra de la cultura y del sistema, a favor de la paz y el amor. Pero este movimiento contracultural tuvo muchos matices adolescentes y acabó en la organización de grupos o comunas lideradas por individualidades más sobresalientes y con autoridad (padres) que convirtieron a tantas personas afín en “discípulos” “asociados” o “seguidores” (hijos). Es cierto que crearon una tendencia, un estilo y una apertura, pero llegaron como máximo a crear algunos grupos asilados y que aislaban a las personas de la sociedad. No se ha podido crear hasta ahora una propuesta que vaya más allá de los intereses parciales o sectarios y que tenga el suficiente poder de penetración en el individuo y la sociedad. No estoy hablando de crear un partido político, una religión ni un holding de medios sino de un tipo de abordaje unificador acompañado de un determinado tipo de comunicación que integre.

La nueva espiritualidad será en sí misma un sistema de comunicación desde la esencia del ser humano, que una y acerque a las personas, no para vivir en comunas asiladas sino para vivir fundidos con la sociedad desde una individualidad luminosa y armoniosa. Todavía no hemos conquistado ese lugar de pureza e inocencia interna.

Todavía no somos conscientes de lo importante que es llegar al otro desde una COMUNICACIÓN CONSCIENTE. “Contactar” es la clave de todo lo que podamos construir en el futuro. Las interconexiones con personas son los cimientos sobre los que se sustentarán los movimientos transformadores de la humanidad. PERO PARA ELLO DEBEMOS INICIAR UN TRABAJO DE PROFUNDA LIMPIEZA EN LA COMUNICACIÓN QUE ESTA SUCIA, CARGADA Y CONTAMINADA POR TRAUMAS PERSONALES NO RESUELTOS. La comunicación con uno mismo, hacia dentro, es lo que determina toda comunicación hacia fuera.

En las familias, empresas u organización existe una comunicación interna y otra externa, son muy diferentes, pero ambas están regidas por el tipo de comunicación que tengan consigo mismos los integrantes de esos grupos. El punto desde el que nos comunicamos con otros es el mismo desde donde con comunicamos con nosotros mismos.

Se avecina una unificación que nos comunicará y contactará desde un lugar trascendente que todos tenemos, pero que requerirá una transformación interior en cada uno de quienes queremos cambiar aquello que ya no funciona en el mundo. Si no hacemos ese cambio interior seguiremos comunicándonos como hasta ahora, desde la periferia, como si fuéramos mentes programadas, robot, intelectos o egos reaccionarios, defendiendo, atacando y luchando.

Somos expertos en quejarnos de todo lo que está mal, de lo que no sirve o que nos hace sufrir, y nuestra máxima especialidad es resistirnos al cambio, por ello no somos capaces de tener la suficiente consciencia para darnos cuenta que debemos actuar de inmediato, priorizando sobre todo el acceso a nuestro propio núcleo, para sanar de raíz los conflictos que acarreamos. Si no sanamos las bases desde donde nos comunicamos nunca podremos llegar a unirnos.

Aunque se siguen creando todo tipo de herramientas o métodos magníficos, todavía no hay una consciencia despierta a nivel mundial, sin lo cual poco se puede avanzar en una nueva espiritualidad lista para ir más allá de toda religión o creencia, y que surja de un sentimiento de unidad. Es un gran momento para el despertar y para compartir el sentimiento de trascendencia que se nos activa a todos los que nos estamos atreviendo a iniciarnos en un camino terapéutico, de sanación y autoconocimiento, orientado a resolver las grietas producidas por los traumas. Unificándonos primero por dentro.

Dentro de la comunidad científica-terapéutica y/o espiritual se siguen proponiendo soluciones desde fuera. Un ejemplo de ello es que se plantea el consumo de sustancias psicodélicas como camino hacia la sanación. Como si tomando algún enteógeno (medicinas naturales que tienen la propiedad de expandir la consciencia) pudiéramos tener la garantía de cambiar algo. Como si practicando determinadas técnicas pudiéramos resolver nuestra vida. Toda herramienta o sustancia son atajos, puertas falsas por donde poder acceder a experiencias reales; pero dichas experiencias no se integran a la práctica de la vida diaria porque se sigue confiando en que “esas técnicas o sustancias” son las que me van a resolver mi vida. Todavía no estamos dirigiendo al ser humano a su interior, por tanto, poco podemos conseguir si no creamos un abordaje diferente que tenga la capacidad de integrar infinitos recursos.

Entonces, aparecen dos cuestiones fundamentales, una es la creación de nuevos enfoques o abordajes que apunten al núcleo del problema y no a la periferia. Y la otra cuestión es que la comunicación acompañe la consolidación de la expansión de dichos enfoques.

  • Empecemos por afuera: La comunicación externa

Es evidente que cuando alguien tiene en sus manos un descubrimiento, o crea algo nuevo, por más que lo publique en revistas científicas, o escriba un libro, o lo cuelgue en páginas web o en páginas de redes sociales, no se garantizará que llegue a todas las personas que quieren conocer su existencia. El mecanismo de comunicación efectiva es muy complejo e incluso caro en términos económicos.

Lo que en marketing se denomina “mercado” es un conjunto de personas que tienen la misma afinidad o necesidad, por tanto, son susceptibles de ofrecer su atención a aquello que les despierte un mismo interés.  Pero todas esas personas tienen un perfil determinado que hay que conocer muy bien antes de contactar con ellos para enviarles un mensaje. Es preciso conocer su psicología, sus preferencias, su manera de conectarse, la jerga que entienden y los códigos que manejan para que cuando entren en contacto con los contenidos que se les ofrecerá, SE CONECTEN.

En el mundo terapéutico, espiritual, o del despertar de la consciencia estamos tremendamente atrasados en lo relacionado a la comunicación; los maestros, gurúes o gente despierta no han sabido posicionarse a nivel mundial. Dicho de otra forma: no se han sabido ofrecer o vender.  Apenas cuando nació internet, que es un medio de comunicación gratis, que se comenzaron a publicar contenidos. Aunque la red está llena de propuestas de naturaleza terapéutica-espiritual no ha habido muchos que hayan aprovechado todas las posibilidades que nos ofrecen los medios de comunicación para poder llegar a millones de personas que necesitan y están buscando aquello que ya existe pero que no se conoce.

Es posible que ya sepas lo que significa estar “posicionados” en la red, cuando buscas en cualquier motor de búsqueda como Google, Yahoo u otros, aparecen millones de páginas, pero la razón de que algunas aparezcan primero es que tienen mucho tránsito o porque se ha hecho un buen trabajo de marketing para que tengan un  posicionamiento privilegiado. Está claro que parte de esos resultados depende de realizar grandes inversiones de dinero en campañas publicitarias. Y esa es una de las cuestiones principales por las que quienes tenemos en la mano abordajes que funcionan, debiéramos reflexionar. ¿Es propicio hacer publicidad de propuestas de sanación o despertar de la consciencia?  ¿Es compatible transmitir enfoques profundos a través de medios superficiales?

  • El marketing y la comunicación

El marketing no es publicidad, promoción o estrategias de ventas, es mucho más que eso. Es una lucha que se libra en la mente de las personas que consumen cualquier tipo de cosas. Cuando una persona va a tomar una decisión se le activan las posibilidades que conoce para elegir, y es en ese momento que se libra una lucha interna. El libre albedrío para elegir no es libre porque solo se nos aparecen las opciones que conocemos, no las que no conocemos, que representan la mayoría.

Todo lo relacionado con el despertar de la consciencia, las terapias alternativas, la espiritualidad y las herramientas de sanación tienen un gran número de personas que lo están buscando, que quieren consumir lo que se les ofrezca si lo sienten positivo para sus vidas. El marketing trabaja con el posicionamiento, hace que algo ocupe un lugar preponderante en el pensamiento de muchas personas. Para poder cumplir con ese objetivo esencial debe comunicar, hacer conocer, dar información, llegar directamente a la mayor parte de personas que lo quieren, lo necesitan y lo están buscando. El 90% o más de personas que nos conocen afirman: “Estaba navegando en la red o en mi perfil de facebook cuando de repente me apareció un anuncio que ofrecía un RETIRO DE EVOLUCION INTERIOR, inmediatamente entré a ver lo que ofrecían y me encontré con lo que yo estaba buscando”. Esto no es magia, sino MARKETING. Luego las personas vienen y comprueban que el abordaje que hacemos funciona, y es entonces cuando se consolida el auténtico éxito de una propuesta.  Comunicar no lo es todo, porque es vital que la calidad de la comunicación sea congruente con lo que se ofrece.

La naturaleza esencial de nuestra propuesta está apoyada en la COMUNICACIÓN. Un ejemplo: tenemos casi un millón de fans o seguidores en las más de 100 páginas en redes sociales que nos conocieron en los últimos 3 años, hemos captado la atención de más de 6 millones de lectores en nuestro blog que nació hace apenas un año, el tráfico que producimos en internet es de muchos millones de personas conectándose.

En Facebook nosotros hemos creado un segmento o etiqueta “AYAHUASCA COMUNITY”, que hace dos años no existía, y es a raíz que tenemos millones de visitas por mes a nuestras páginas, eso crea un tránsito, un interés y un determinado público que es detectado por el interés que manifiestan, se los identifica y cataloga. Es una herramienta magnifica poder etiquetar o segmentar el mercado para realizar campañas dirigidas a un público elegido y no molestar al público que no le interesa lo que ofrecemos. Tener una comunidad internacional de gente afín a algo es como tener la posibilidad de comunicar algo en cualquier momento que pueda interesarles. Este blog ofrece contenidos de manera gratuita y se autofinancia con la publicidad que realizamos de eventos. En este blog trabajan más de 10 profesionales del marketing, la comunicación y la publicidad, pero lo que ofrecemos es gratis.

La comunicación nos ha permitido crear un movimiento mundial, esto significa que, si decidimos ir, por ejemplo, a la India, a Chile, a Italia, a México o donde sea, en muy pocos días somos capaces de llenar cualquier evento que organizamos porque lo damos a conocer a toda esta gente que sabe muy bien que organizamos eventos para difundir información de calidad a personas que están interesadas en contactar de primera mano con expertos en diferentes temas, como son la Ayahuasca, la Terapia Sistémica, el Bufo Alvarius, la Integración Psicoterapéutica, la No-Terapia, etc. Pero para hacer una campaña de comunicación hay que ser extremadamente precisos en muchos detalles, si uno de ellos falla, todo lo demás no funciona. Son procesos profesionales a los que hay que dedicarle mucho tiempo y cariño. Hemos comprobado que si este trabajo no se hace con pasión y entrega tampoco funciona. No es mecánico ni automático, sino que está guiado por la consciencia y la sensibilidad de quienes trabajan en ello.

Las personas que trabajan en la comunicación externa de este tipo de propuestas dirigidas al interior de las personas, debe ser transparente, pura y sencilla, que no convenza a nadie, sino que informe, porque gran parte del proceso de empoderamiento que proponemos depende de que las personas tomen sus propias decisiones según sus propias preferencias.

Todos los integrantes de Inner Mastery y Ayahuasca International que han pasado por la fase de comunicar a otros son los que más lejos han llegado dentro de esta organización, porque difundir, contar, transmitir, mostrar, compartir es el alma del proceso de cambio. Nuestra ORGANIZACIÓN se ha convertido en un MOVIMIENTO gracias a la COMUNICACIÓN, AL DESPERTAR DE MUCHAS PERSONAS Y AL HECHO DE QUE MUCHAS DE ELLAS HAYAN INICIADO PROCESOS DE TRANSFORMACIÓN.

Estamos en un universo que se expande, y debemos comprender que la expansión nos aleja naturalmente, mientras que la comunicación nos acerca.  La expansión nos hace viajar hacia el infinito, y en ese viaje crea distancia entre galaxias; la comunicación nos hace mantenernos conectados al origen de dónde venimos y del que cada vez estamos más alejados, y entre todos aquellos que, aunque estemos viajando hacia ninguna parte y estemos cada vez más distanciados, nos reconocemos como parte de la unidad.

La evolución biológica dirige el proceso de adaptación constante al entorno, mientras que la evolución interior dirige el proceso de conexión interna, y desde ahí con el todo.

  • La conexión y el arte del encuentro

Este punto lo desarrollaré en las próximas semanas.

 

Alberto José Varela

nosoy@albertojosevarela.com

0 0 vote
Article Rating
Compartir
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
Ir arriba