ESCUELA CONSCIENTE: En el centro de nuestra propuesta cuestionamos la veracidad de la consciencia; relativizamos la utilidad de ser conscientes.

SÓLO PARA VALIENTES Y ATREVIDOS BUSCADORES.  

La realidad no es real y la vida no se vive. ¡Más decisiones y menos adicciones a maestros, creencias y metodologías!

 

Si la consciencia humana fuera una inteligencia artificial implantada en un organismo vivo, la realidad que percibimos sería absolutamente virtual, para nada real.

Realidad sustitutiva, realidad real y realidad psicológica ¿Son la misma realidad o diferentes maneras que tiene la ilusión de manifestarse?

Parece ser que el alma tiene un propósito, pero que los humanos vivimos sometidos a un destino que dista mucho del florecimiento.  Las limitaciones se presentan como un juego de muchas etapas, que, para superarlas, debemos saber manejarnos entre mayores complicaciones; las incontables y sorpresivas pruebas nos desafían a refinar los recursos, a aprender a autogestionarnos, a estar atentos y motivados, y sobre todo a despertar.

Las religiones, la espiritualidad, las terapias, las escuelas mistéricas, las ideas filosóficas y las infinitas técnicas y herramientas que hemos creado para encontrar respuestas, no han ayudado para mucho, el trastorno psicoemocional humano sigue haciendo estragos de mil maneras. Las técnicas orientales milenarias o las poderosas medicinas ancestrales chamánicas apenas han calmado un poco los síntomas. Algunos se han engañado en el recorrido de sanación creyendo que por haber comprendido alguna idea más o menos profunda, ya estaban iluminados o trascendidos; pero la mayoría de seres humanos se han engañado con otras distracciones creyéndose que el progreso era signo de evolución, sin dase cuenta que era ambición disfrazada que los llevaba a una involución encubierta.

Las variadas negociaciones neuróticas siempre acaban en conformismos y mediocridad. Muy pocos pueden y/o quieren ver los diferentes auto engaños, muchos otros ni lo intentan.

La profunda inquietud existencial que guardamos en nuestra consciencia anida el pulso de una búsqueda que podría ayudarnos de verdad. Hay que dirigirse allí, al núcleo de lo que queremos. Pero para ello nos toca atravesar un camino complejo, en el que tendremos que sortear todo tipo de trampas o nuevas distracciones.

Muchas veces me he hecho esta estúpida pregunta ¿El cerebro humano ha creado la consciencia, o la consciencia ha creado al cerebro humano?  En esta escuela voy a explicar y profundizar en por qué es estúpida y cuáles son las respuestas posibles.

Para quienes quieren cambiar el mundo o a otras personas, mejorar su propia vida o incluso la humanidad, tengo preparado un conjunto de malas noticias, que las trataremos con humor, la primera de ellas es que NO PODEMOS SALVAR AL MUNDO, en tal caso yo me puedo salvar a mí mismo, pero a nadie más; si somos muchos los que nos salvamos, quizá podamos cambiar muchas cosas de este mundo. Otra mala noticia es que SE ACABARON LOS SESGOS DE SANACIÓN: No hay método, técnica, herramienta, filosofía, ni medicina chamánica existente que sirva para resolver de raíz ninguno de los problemas humanos.

LO QUE FUNCIONA ES OTRA COSA, MUY DIFERENTE A LO QUE VENIMOS PENSANDO…

Para descubrir lo que funciona es preciso tener una visión interna desde una óptica diferente a lo conocido. ¿Te animas a cambiar una pequeña parte de tu percepción de la realidad?

Alberto José Varela

nosoy@albertojosevarela.com

 

PARA PARTICIPAR EN LOS CICLOS FORMATIVOS DE LA ESCUELA CONSCIENTE ENTRA EN ESTE LINK:

https://www.albertojosevarela.com/lp/escuela-consciente-sept-madrid/?utm_source=CATALU%C3%91A+PARTICIPANTES&utm_campaign=8cdefa0ed2-EMAIL_CAMPAIGN_2017_09_19&utm_medium=email&utm_term=0_a74c968db2-8cdefa0ed2-147303757

Compartir

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba