LA EXPERIENCIA DE SUPERAR UNA ADICCIÓN (Testimonio esclarecedor y alentador de lo que se puede conseguir con la Ayahuasca)

MI EXPERIENCIA CON LA PLANTA DE PODER AYAHUASCA

“Una experiencia que coloco entre las más importantes de mi vida y que siempre recordaré.”

En primer lugar quería agradecer la oportunidad que me dieron tanto Víctor como Oscar, facilitadores de Ayahuasca Internacional, de poder beneficiarme de los poderes curativos que posee la Ayahuasca, esta planta sagrada, que a mí, me ha salvado la vida.

Yo conocí las propiedades de la ayahuasca gracias a mi gran amigo y hermano Víctor, también me informé a través de internet y por documentales. Descubrí que la ayahuasca se estaba usando entre otras cosas para curar adicciones. ESTE ERA MI CASO. Yo sufría una gran adicción a la cocaína y al hachís. Esto estaba destrozando mi vida y mi entorno familiar sin yo darme cuenta. Principalmente creía que el problema era del resto del mundo cuando en realidad el problema lo tenía YO; en mi interior, en mi forma de ver las cosas, de actuar, en mi forma de querer a los míos. Por suerte y gracias a que mi mujer me puso contra la espada y la pared, empecé a darme cuenta que el problema era YO. Empecé a darme cuenta de lo que estaba haciendo y de lo que NO estaba haciendo, tanto conmigo como con mi familia. Perdí el trabajo, me distancie de mi familia, de mis amigos. En conclusión, estaba cavando mi propia tumba, y mi familia estaba viendo como estaba acabando con nuestras vidas, porque cuando tienes ese problema no te das cuenta de que no sólo estás destruyendo tu vida sino también la de la gente que te quiere y está a tu alrededor.

En fin, con todo esto hablé con Víctor. Nada más terminar de hablar con él me di cuenta que la ayahuasca tenía un gran poder. Yo había conocido mucho al Víctor de antes y ese no era con el que yo acababa de hablar. Me di cuenta que podía ser de gran ayuda para mí también y estaba seguro de que me ayudaría a cambiar mi forma de ver la cosas. Entonces decidí hacer un retiro con ayahuasca internacional, aunque no tenía dinero me dejaron participar.

Quiero decir que este retiro fue para mí como un milagro, como una salvación, como una bocanada de aire fresco que entró en mis pulmones y me dio vida y esperanza.

Fue una experiencia que la coloco entre las más importantes de mi vida y que siempre recordaré.

La primera noche hacia mucho frio y yo estaba nervioso por lo que se acontecía. La primera vez para todo crea unos nervios debido a la incertidumbre de lo que se avecina. Hice una primera toma, vomité, pero no entre en el proceso. Sangré varias veces por la nariz (cosa muy curiosa debido al problema que tenía) y pasé una noche como si estuviera muy nervioso, lo que hizo que no entrara en el proceso.

La noche siguiente todo fue muy distinto. Ya estaba más tranquilo, hacia más calor en sala y había otro ambiente que no sé explicar. Hice una primera toma, al rato vomité y nada más acostarme en el colchón entré en pleno proceso. Fue una experiencia mágica, llena de luces caleidoscópicas hasta que se me manifestó un Chamán a través de una visión, que me hizo un ritual de sanación. Estuvo unas 3 horas con este ritual, curándome el tabique nasal, los problemas de cervicales y espalda, los dolores de cabeza, quitándome la mala energía acumulada en mi cuerpo.

Una vez terminada la sesión energética-visionaria con el Chamán y el ritual de curación, se me pasó todo efecto de la medicina y me encontraba como lleno de energía. Acababa de tener una experiencia mística increíble. Luego vino otra toma de refuerzo. Yo la tomé con muchas ganas, pensaba que iba a tener una experiencia similar a la que acababa de tener pero no fue así. En esta experiencia ya lo pasé peor porque la medicina me mostró lo que estaba haciendo con mi familia y conmigo. Estuve como 4 horas llorando de rabia. Esta rabia hizo que me transformara en lobo y me vi corriendo por el bosque intentando hacer desparecer esta rabia. Cuando terminé de correr acabé exhausto y solo podía ver el rostro de mi familia. En ese momento me dio mucha paz y me transformé en una mariposa que mientras más aleteaba sus alas más paz sentía. Fue un alivio. Pasado este proceso, y una vez abierto los ojos, pude ver mi aura con total claridad. En ese momento ya había abierto los ojos, ya me había mostrado la medicina que era lo que estaba pasando y que debía hacer para no perder lo que más quería.

Estuve cerca de 1 mes sin consumir cocaína, pero no cambié otros aspectos de mi vida que también me llevaban a consumir y sufrí una recaída. Comencé a consumir otra vez.

Así estuve unos 5 ó 6 meses más, no consumía lo de antes….PERO SEGUÍA HACIÉNDOLO.

Hace muy poquito tiempo, algo en mi relación con mi mujer sucedió que hizo que empezara a ver el gran problema que teníamos y decidí hacer otra toma, pero en este caso en una sesión individual y personalizada.

Esta última toma ha sido la experiencia más fuerte que he tenido con la medicina chamánica Ayahuasca. Fue totalmente esclarecedora. En esta si me di cuenta de todo y de lo que debía cambiar en mí y que el problema lo tenía yo, con todo lo que estaba haciendo.

En un primer momento fue como fuegos artificiales con muchas luces caleidoscópicas y de repente me encontré en un prado verde con un acantilado que daba al mar. Ahí estaba yo observando las olas del mar cuando en ese instante se me apareció una imagen de mujer (yo sabía que era una mujer) pero sin rostro. Como una luz. Yo no podía hablar, no me salían las palabras. Esta mujer se me quedó mirando y me pregunto: ¿qué has venido a preguntar que ya no sepas o que yo no te lo haya dicho? Me quede paralizado y me preguntó qué era lo que estaba viendo. Yo seguía sin poder hablar. Y de repente me dijo que mirara hacia bajo. Miré y la visión me hizo como una especie de zoom y pude ver una bolsa de cocaína en la rocas que habían bajo el acantilado. Volví la mirada hacia la mujer y esta me dijo que me diera la vuelta. Entonces pude ver a mi familia, a mi mujer Noelia, a mi hija Noemí y a mi hijo Izan detrás mía. Volví la mirada de nuevo hacia la mujer, y esta me preguntó si me iba a tirar a por la bolsa. Volví a mirar a la bolsa, miré de nuevo a la mujer y esta me volvió a decir que echara la mirada hacia atrás. Entonces pude ver que además de mi familia estaban mis padres, mis amigos y todas las personas a las que yo quería. La mujer me dijo que todas esas personas habían venido a ver cómo me tiraba a por la bolsa de cocaína. Me entró un miedo terrible y la mujer me dijo que no quería volver a verme más, que no volviera por allí.

Entonces la experiencia se transformó más introspectiva, hizo verme a mí, las cosas que hacía, las que no, me entro mucho sentimiento de culpa, de pena. Fue una experiencia muy fuerte, y una cosa curiosa es que esta segunda parte del proceso fue de estar mucho tiempo con los ojos abiertos, cosa que en otras ocasiones no me había sucedido.

Toda esta ha sido mi experiencia con la Ayahuasca, la cual la considero como MÁGICA. A mí personalmente me ha salvado la vida y la de mi familia. En estos momentos llevo casi 4 mes sin consumir, y he cambiado todos los hábitos de mi vida. Ahora estoy mucho más feliz, pero aun tengo mucho sentimiento de culpa y por eso me gustaría hacer una última sesión de ayahuasca y dar por terminado el proceso de curación, cerrar el círculo.

Muchas gracias Víctor, mi hermano.

Juan Luis

(Alicante, España)

 

NO TE PIERDAS ESTA OPORTUNIDAD ÚNICA, PARA ABORDAR EL PROBLEMA DE LAS ADICCIONES

SANAR LA ADICCIÓN DESDE SU ORIGEN… CON AYAHUASCA&PSICOTERAPIA

EN MADRID 4-8 DE DICIEMBRE:

5 días y 4 noches en los que puedes cambiar tu vida”

Retiro internacional temático de sanación y liberación de dependencias, con uso psicoterapeútico de Ayahuasca hacia la evolución interior

Retiro para superar adicciones con Ayahuasca

 

Compartir

3 comentarios en “LA EXPERIENCIA DE SUPERAR UNA ADICCIÓN (Testimonio esclarecedor y alentador de lo que se puede conseguir con la Ayahuasca)”

  1. Yo yá non se como creerlo, unos dicen que es una tomadera de pelo ,otros dicen que dá resultado otros dicen que es para sacar dinero a los tontos ,habria que verlo para opinarlo.

    1. Alberto José Varela

      hola Ivone,
      muchas gracias por lo que comentas. Eres muy sincera, y seguramente tu búsqueda de la verdad te permitirá encontrarla, y con ello encontrarte a ti misma. Encontrar la verdad individual es el acto del encuentro de uno mismo. Lo que te sucede con las dudas que te surgen a raíz de lo que dicen LOS OTROS, demuestra que podrías realizar un proceso de empoderamiento basado en escucharte a ti misma. y que cada uno de esos OTROS vean si se quieren escuchar a si mismos. La gente quiere convencer a otros de qué es bueno o malo, incluso sin siquiera haber experimentado antes. y hay otros que son susceptibles de ser influenciados por esos comentarios.
      La solución a eso es que te vuelvas tu misma la dueña de tus decisiones, independientemente de lo que puedan decir los OTROS.
      TU ERES TU, Y TODO LO QUE TU DECIDAS EN TU VIDA LO VAS A SUFRIR O DISFRUTAR TU MISMA, NO LOS OTROS.
      no hace falta que creas o no en nadie.
      ábrete a confiar en ti misma. como bien dices tu misma: HABRA QUE VERLO PARA OPINAR
      Tenemos muchos testimonios de gente que se le ha transformado la vida, que se han sanado de heridas muy profundas, y eso NO TIENE PRECIO.
      ¿como puede ser esto una estafa? ¿cual es el problema de pagar por algo que vale tanto para la vida?
      Alberto

      1. Quiero aportar mi experiencia: vivo en Argentina, he tomado en 9 ceremonias en distintos lugares (de todos modos, no creo que tenga que ver con la cantidad, sino con el grado de liberación que se experimente en cada cuerpo). En mi caso en particular fue de menor a mayor, aunque la primera toma tuvo mucha trascendencia en si misma, pareció abrir una puerta que no se cerró más. Después de la 3ra toma no hubo más vómitos y se fueron borrando preocupaciones y apegos a «problemas» insignificantes. He hablado con ex adictos a diversas sustancias (aunque en mi caso particular fue una búsqueda de expansión de consciencia, o mejor dicho, no obstaculizar la Consciencia que ya Es en si misma el TODO) y mucha gente en gral que se libera de muchas ataduras mentales y sufrimiento innecesario. Como si el pasado que antes parecía ser un motivo de sufrimiento puede ser observado desde un espacio inocuo, en donde lo que es recordado ya no aporta sufrimiento al presente. Lo que pude notar que no todo depende de la planta en si, es incierto de que depende (tal vez de la Vida misma y como esta exprese en un determinado cuerpo la predisposición para aflojar ciertas ataduras mentales), pero en un gran porcentaje veo liberación por todos lados (es muy común que los participantes deseen compartir su experiencia con sus compañeros de ceremonia, es una alegría que se comparte). También he podido observar que algunos parecen estar «enamorados» del sufrimiento porque pareciera que les da «identidad»… Aparentemente la planta ayuda a poder ir más allá de la punta del iceberg… y cruzar una línea en donde se puede ver a veces de manera totalmente lúcida el juego y las batallas que se libran en la mente, esas ilusiones que parecieran manipular nuestro comportamiento a nivel inconsciente… Se hace obvio que es imposible saber quien o que sos, si nunca te adentraste en ese territorio que para la mayoría permanece inexplorado… (con algunos compañeros de ceremonia equiparábamos la experiencia a ir 15 años al psicólogo y debo decir que tal vez más porque la línea divisoria que mantiene el inconsciente a raya pareciera disolverse al menos en parte…, cosa que difícilmente ocurra en una sesión psicológica sin este tipo de ayuda). Los que están listos se sentirán llamados, es así de fácil. Abrazo Grande

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba